lunes, 9 de diciembre de 2013

Museo de Egipto herido por los disturbios políticos

2013-635217476602439679-243
La casa centenaria de las momias de Egipto y de los tesoros del rey Tutankamón está tratando de pasar los peores momentos de agitación política. Pero el Museo Egipcio está sufriendo un martilleo en varios niveles, desde los disturbios acaecidos en su puerta a la pobre financiación que les conduce a no poder mantener los suministros de clips para papel para su personal.
El museo, un tesoro de antigüedades faraónicas , ha sido durante mucho tiempo una de las piezas centrales del turismo en Egipto . Pero la inestabilidad constante desde el 2011 a causa del levantamiento que derrocó al autócrata Hosni Mubarak ha limitado mucho el turismo en el país, reduciendo una fuente clave de sus ingresos.
Por otra parte, la maledicencia política y los intentos de detener la corrupción han tenido un efecto negativo al prohibirse de facto el envío de antigüedades en gira a los museos del extranjero, cortando lo que una vez fue una importante fuente de financiación para el Estado .
La erupción repetida de protestas en la plaza Tahrir de El Cairo, donde se encuentra el museo, también ha ahuyentado a los visitantes. Durante el verano hubo gigantes mítines que llevaron en el 03 de julio al derrocamiento del presidente islamista Mohamed Morsi . En las últimas semanas, los manifestantes han vuelto a Tahrir, ahora descargando su ira contra el gobierno apoyado por los militares que tomaron su lugar.
Plaza Tahrir está considerada como la cuna de la revolución egipcia, y el museo es como un termómetro. Esto se ve afectado por la situación política en la plaza”, dijo Sayed Amer, el director del Museo Egipcio, en una entrevista reciente con The Associated Press.
El ministro de antigüedades, Mohammed Ibrahim, trató de ser optimista diciendo que  al menos el museo permanece abierto: “A veces la plaza está cerrada pero seguimos con el museo abierto “, declaró.
En las visitas recientes al museo por la AP, sólo había un puñado de visitantes extranjeros y ninguno se encontraba en sus piezas más preciadas: las momias y el tesoro del rey Tut-anj-Amón.
El museo está tratando de aprovechar al máximo los tiempos de secano. Se ha puesto en marcha una amplia renovación del edificio palaciego de color salmón, de 111 años de antigüedad. La decoración tendrá un cambio de imagen, y los sistemas de iluminación y de seguridad se actualizarán y revisarán en cooperación con Alemania, con un costo de más de $ 4.3 millones.
Los planes incluyen la demolición del vecino edificio que deba sede al Partido Nacional Democrático de Mubarak , que fue quemado durante la sublevación, con objeto de crear un jardín al aire libre que albergue exposiciones del museo.
Tesoros del Rey Tut-anj-Amón se trasladarán al nuevo Gran Museo Egipcio que aún se encuentra en construcción cerca de las pirámides de Guiza y que será terminado en 2015. El plan refleja en parte el exceso de riqueza de Egipto en cuanto a objetos faraónicos. El Museo Egipcio en Tahrir está tan repleto de objetos que más de la mitad de su colección se encuentra almacenado en los sótanos, no en las condicione ideales, lo que significa que hay mucho para atraer a los visitantes a ambos museos.
En medio de eta crisis presupuestaria el personal está tratando de encontrar otras fuentes de ingresos. Yasmin El- Shazly , jefe del Departamento de Documentación que realiza el seguimiento de los más de 200.000 artículos del museo, ha establecido un mecanismo de recaudación de fondos para traer donaciones al museo de forma independiente del gobierno.
Las donaciones recogidas por el grupo de Amigos del Museo Egipcio ayudará a financiar la investigación académica en el museo, dar a conocer sus proyectos, la autonomía de expertos egipcios y el personal del museo, que han sufrido la falta de salarios durante estos meses. ” Ni siquiera tenemos el dinero para comprar suministros de oficina como clips para el papel y bolígrafos, y pagamos por el mantenimiento de los ordenadores”, dijo El- Shazly . ” Siempre ha sido difícil debido a que el dinero generado por el museo iba al gobierno y rara vez se invertía de nuevo en nosotros, pero ahora, sin el dinero que viene de turismo , es peor que nunca. ”
Ibrahim dijo que los ingresos del Ministerio, incluyendo las entradas a los yacimientos arqueológicos, cayeron de 111 millones de libras egipcias ( $ 16 millones) en octubre de 2010 a 7000000 libras egipcias ( $ 1,14 millones ) en octubre de 2013 .
Aún más perjudicial, es que pocas o ninguna de preciosas antigüedades de Egipto están de gira por el extranjero.
Una visita realizada en octubre por un equipo de expertos del Museo Británico brindó sólo palabras de esperanza para una cooperación renovada en el futuro y algunas oportunidades para la capacitación de personal egipcio en Londres. Los organizadores japoneses de una exposición interesados en la exhibición de objetos de la colección del rey Tut-anj-Amón partió de Egipto sin llegar a ningún acuerdo.
Esas giras extranjeras eran una lucrativa fuente de ingresos, pero hoy prácticamente se encuentran en un punto muerto después de que el arqueólogo jefe de Egipto durante el régimen de Mubarak, Zahi Hawass, se viera obligado a dimitir en 2011 por acusaciones de corrupción. Hawass negó las acusaciones, y que no sufrió pena alguna.
El año pasado  el gobierno de Morsi truncó una exposición vinculada a Cleopatra que iba a hacer una gira por Estados Unidos después de que un tribunal de El Cairo dictaminara que algunas de sus piezas eran demasiado únicas para permitir la salida del país y tuvo que regresar de inmediato.
Los funcionarios de antigüedades ahora son reacios a firmar ningún acuerdo para llevar a cabo exposiciones en el extranjero por temor a ser acusados de corrupción – o peor aún, de ser antipatriotas por enviar lejos el patrimonio de Egipto, en medio de la ola nacionalista que está barriendo Egipto tras el derrocamiento de Morsi .
La exposición Cleopatra recorrió cuatro ciudades de Estados Unidos, comenzando en el Instituto Franklin de Filadelfia, en junio de 2010. Incluía objetos que iban desde pequeñas monedas de oro a un par de imponentes figuras de granito de ocho toneladas, encontradas por el arqueólogo submarino francés Franck Goddio en las  ruinas sumergidas fuera de la ciudad mediterránea de Alejandría.
Pedidos a casa perdió millones de dólares en Egipto , dijo Lotfi Gazy , antigüedades asuntos director del museo .
Egipto ganaba 450.000 $  en cada ciudad en la que viajaba la exposición y  más 1.000.000 $ por cada 100.000 visitantes, sufriendo además un recorte del 10% de las ventas de merchandising , dijo Gazy .
“Fue un desastre para nosotros”, declaró Gazy . Desde entonces no se ha firmado ningún nuevo contrato.
Otra versión e la noticia no con el mismo contenido:http://www.telemetro.com/internacionales/Museos-Egipto-sufren-caos-politico_0_649135224.html (en español)

No hay comentarios :