miércoles, 26 de diciembre de 2012

Descubiertas dos prótesis del Antiguo Egipto



Ambos artilugios terapéuticos adelantan en cuatrocientos años a la primera prótesis conocida hasta el momento.
El Egipto faraónico no deja de ofrecer sorpresas a aficionados e investigadores. Esta vez, de la mano de la Universidad de Manchester y el equipo de Jacky Finch, quien, no convencido del uso sólo cosmético y funerario de dos dedos (uno de cartonnage y otro de madera y cuero) encontrados en sendas momias, ha ido más allá.

Todo apuntaba a que esos dos dedos no estaban sólo para decorar: la precisión de su forma y el desgaste poco común que presentaban. El dedo fabricado de madera y cuero apareció en un enterramiento femenino en Luxor, datado entre 970 y 710 a.C. El de cartonnage (especie de papel maché de lino, yeso y pegamento con el que se hacían máscaras funerarias), que de la colección de Greville Chester, datado en el año 600 a. C.

Los expertos los han analizado y han llegado a la conclusión de que se trata de las primeras prótesis conocidas para ayudar a caminar a los pacientes” dice Finch. Y añade “se conocen estas prácticas, el reemplazamiento de partes del cuerpo, pero, hasta ahora, sólo para la sepultura y no para el día a día. El desgaste de estas dos piezas indica que fueron usadas en vida”.

Para la investigación se contrató a dos personas cuyos dedos gordos del pie habían sido amputados. Se crearon prótesis similares a las egipcias, se les proporcionó sandalias del estilo de la época y se monitorizó todo el proceso. Se les hizo caminar por una pasarela de diez metros de largo descalzos, con las sandalias egipcias y con su calzado normal y se siguió el movimiento con diez cámaras.

Los resultados fueron sorprendentes. Uno de los voluntarios, con la prótesis y descalzo, recuperó un 87% de la flexión del pie usando el modelo de prótesis fabricada con cartonnage. El otro, un 78% con la réplica de madera y cuero (más antigua). Además, se constató que las prótesis no causaban molestias a los voluntarios sin embargo sí lo hacían las sandalias egipcias sin prótesis. Sobre la comodidad de las prótesis, sin embargo, encontraron más confortable la réplica de madera y cuero y añadieron que se podrían, actualmente, acostumbrar a llevarlas.

Estos resultados, publicados en Journal of Prosthetics and Orthotics, adelantan en cuatrocientos años a la primera prótesis conocida hasta el momento, una pierna de madera y bronce encontrada en un enterramiento de Capua y datada, en época romana, en el año 300 a.C.


FUENTE  http://www.fantasymundo.com

No hay comentarios :